página 60 Domingo 3 de diciembre de 2000 Cultura y Espectáculos
La nueva exposición de este artista, en Santiago Casar, derrocha energía y transgresión
Luis Cortines y su teoría de la ruptura sistemática como recurso creador
La nueva exposición de este artista, en Santiagó Casar, derrocha energía y transgresión
DAVID CARRERA. Santander.

La ruptura sistemática como recurso creador es el motivo de la exposición que protagoniza durante estos dias Luis Cortines en la Galería de Arte Santiago Casar de Santander. Una muestra en la que a modo de antología este artista autodidacta saca la máxima expresión a materiales como la madera, auténtica protagonista de la muestra, en simbiosis con unos latigazos de pintura.
Algunas de las obras dan la sensación de inacabadas pero es que según el autor de las mismas “no necesitan más”. Sale a flote aquella idea, ahora teoría o doctrina, de que lo simple es más artístico por su complejidad. Buena muestra de ello es uno de los cuadros más pequeños de esta exposición titulado Levitación. Un monje -porque Cortines se ha desplazado durante varios años a Cóbreces para retratar a estos monjes- que ya no está creado mediante el punto de vista figurativo, como algo físico, sino como un ente espiritual en continua levitación.
Luis Cortines (Bielva, Cantabria 1958) trabaja sin presión y su desconocimiento del arte comercial le permite aventurase en obras impensables en los cánones académicos. También su condición de autodidacta le anima en empresas como la escultura que presenta en esta muestra. para la que ha utilizado dos válvulas que encontró en una fábrica, reconvertidas en dos embajadores de dos ONG’s llegados del espacio, para inspirar la crítica del autor a esta sociedad que necesita ayuda. De ahí el título tan gráfico de la obra: SOS.
La realidad en el universo de este artista se comprende de una forma especial a través de ficciones artísticas realizadas con afán transgresor pero con el máximo respeto y con la garantía de trabajar con la máxima dignidad.
Cortines se decanta por la madera porque es un material que fácilmente puede manipular, lo mismo desde un espacio plano o con volumen. De hecho, en la actualidad ya está trabajando con un nuevo proyecto titulado Por tierras de España, y en el que pretende rendir un homenaje al árbol.
En cuanto a la temática, al igual que en el lenguaje simbólico de su arte, Cortines tampoco se esconde y de frente a la realidad toca temas como la inmigración -tan actual en el sur de este país-, problema social que ha reflejado en el cuadro Futuro incierto coincidiendo con una visita que el artista realizó al sur de la península. Caos o En extinción son también dos buenos ejemplos de esta sociedad en la que el hombre y su voracidad arrasan con especies animales y vegetales en su carrera por sacar el máximo beneficio a todo aquello que le interesa.
Luego posee una vertiente más personal en la que destaca la obra sobre técnica mixta dedicada a sus abuelos, (Patriarca) y en el que expresa la labor protectora y el símbolo de aprendizaje que significan los patriarcas de la casa. Y es que para Cortines todavía el arte tiene que decir algo, “no solo es la venta y el lado comercial”. En su opinión el arte debe ser libre y para su expresión, el artista debe utilizar todos aquellos medios a los que su imaginación tenga acceso. Por ello en su obra no parecen existir límites conceptuales, a pesar de que cada creación tiene en la trastienda un largo y tortuoso camino de investigación y reflexión. Por eso el artista apunta a menudo que “cada obra tiene una historia”.
Mientras disfruta de la buena acogida, sobre todo de público, que está teniendo la exposición, dado el atrevimiento de la propuesta, Cortines asegura que ha llegado el momento de aparcar los paisajes y utilizar el arte como medio de expresión. Un arte hermanado con la vanguardia y la transgresión en el que el artista cántabro se inició hace unos diez años, con un montaje en el que ya criticaba a la sociedad y a algunas de sus veleidades. En esta carrera hacia la estética personal, Luis Cortines se ha erigido en reciclador, “es muy interesante reutilizar distintos materiales”. Sin duda, Cortines levanta su queja a favor de la ruptura con las reiteraciones.